martes, 30 de agosto de 2016

Valsaín La Camorca Circular (Cruz de la Gallega,Cerro Pelado, La Camorca, Senda Pesquerías Reales)

Mapa de la ruta



Powered by Wikiloc

Comentario

Vamos a realizar una ruta circular alrededor del monte, donde se encuentra la Camorca y otros pequeños cerros. Regresando por una bella senda, Las Pesquerías Reales. Vamos a adentrarnos por los montes de Valsaín y veremos restos de la Guerra Civil Española. En esta zona hubo duros combates, en lo que se denominó el frente de Segovia. 





La ruta comienza en la localidad de Valsaín. Un pequeño pueblo, que fue la primera intención donde se instalará un Palacio Real. Con el tiempo este palacio, fue trasladado a La Granja de San Ildefonso. Hoy en día, solo quedan algunos restos de este palacio. Salimos cercanos a una iglesia, hoy en día cerrada. Tomo una pista asfaltada que me conduciría a la Cruz de la Gallega. Para evitar al máximo los tramos de asfalto, tomo un desvío a mi izquierda. Paso una cancela que cierro de nuevo. 





Mi caminar es muy tranquilo y relajado. Es bien temprano, apenas son las 8 de la mañana y ya estoy caminando. Me gusta evitar los calores del mediodía si es posible. Son unas bellas praderas, aunque hoy en día están mas bien secas, este verano no da tregua y lo tiene todo seco. Veo una vivienda a mi izquierda, en este momento giro a mi derecha. A partir de aquí el terreno comienza a empinarse. En algunas zonas este antiguo sendero se desdibuja un poco y cuesta un poco seguirlo. Después de algunas revueltas, siento que ya estoy en el camino bueno. A mi paso me fijo en un gran árbol seco, que puede servir de referencia y que el camino ya va faldeando en dirección norte. 





Salgo por una pequeña puerta en la alambrada. Llego a un cruce de caminos, donde me encuentro con la pista asfaltada que viene de Valsaín. Tomo el camino a mi izquierda, se ve como otra nueva pista asfaltada, comienza a ganar altura. Comienzo poco a poco a ir ganando altura por ella. Pero al poco, me voy a salir un momento de ella. Llego a la zona llamada La Cruz de la Gallega, un enclave de la Guerra Civil Española. Hay una pequeña puerta a mi izquierda en la alambrada que te da la posibilidad de pasar y ver lo que queda de aquella época. 




Unos restos de edificaciones y un bunker, que se encuentra en buen estado. Vemos efectivamente, que tenían buenas vistas de la ciudad de Segovia. Y justo delante se encuentra el Cerro de Matabueyes. 





Vuelvo a retomar la pista asfaltada, rodeado a ambos lados de pinares. Me veo un poco encerrado, ya que hasta bastante adelante, hay alambrada a ambos lados. Justo cuando llego a un cruce de caminos, veo los carteles indicadores del Camino de Santiago que viene de Madrid. Yo ya lo realize en el llamado Camino de Santiago Alcalaino, que nace en Alcala de Henares hasta la ciudad de Segovia. A partir de aquí vamos, el firme cambia y se agradece despedirme del asfalto. 




Comienzo a subir e ir ganando altura, me espera el Cerro Pelado. En un punto determinado, veo una senda por mi izquierda que sube hacia dicho cerro. La subida es bastante empinada, pero voy con alegría deseando llegar a la cima. Al fin llego, y veo que la verdad estoy rodeado por pinos y no tengo grandes vistas. Decido que va siendo hora de parar y almorzar un poco. 

Veo una senda que comienza a bajar hacia el Camino de Santiago. La bajada es mucho más suave y da gusto pasear por dentro del pinar. El sol comienza a brillar entre los pinos. 




Una vez retomado el Camino de Santiago, prosigo por él durante un tiempo. Me encuentro con otro cruce, este es el que me llevará hacia el Cerro de La Camorca. Subo despacio, pues la subida se va notando en las piernas. En algunas zonas también se empìna un poco. Ya veo al fin el pequeño refugio que hay en su cima. Es un lugar con mucho encanto. Ya estuve hace tiempo, siguiendo esta ruta. Paro me relajo, como algo y disfruto de sus vistas. Es un verdadero mirador de toda la sierra. Por cualquier lugar que mires te sorprende. En este mismo lugar, también hay una casa de de guardeses de bosques, para posibles incendios forestales. 






Con mucha pereza, me despido de este bello rincón. Comienzo a bajar con un poco de desgana. Algún día volveré a quedarme por la noche aquí. En nuestra bajada, nos encontramos con un primer desvío, seguimos de frente. En el siguiente cruce, lo tomo a la izquierda. Verás una tablilla de madera en un árbol, indicando la dirección a la Boca del Asno y que se sigan las marcas amarillas. 








Ahora vamos a acometer una rápida bajada. La recuerdo por haber pasado en esta ruta. Hay que bajar poco a poco, pues las piernas se van a resentir por la presión que ejerce la pendiente sobre ellas. Encuentro algunas sendas que me cruzan. Vadear el arroyo de Minguete y un poco más adelante conecto con el Sendero de Gran Recorrido GR 10-1. Es una pista asfaltada que en pocos metros vamos a abandonarla por la izquierda, en cuanto paso un pequeño puente. Voy a seguir una pequeña senda siguiendo al Arroyo Minguete. Es una maravilla pasear por este pequeño rincón. Había pasado por delante muchas veces en mis rutas por Valsaín. Siempre me quede con las ganas de adentrarme por él. En esta ocasión voy a ir hacia un pequeño rincón, llamado Los Baños de Venus.






Había escuchado hablar de este lugar, y tiene bien merecido el nombre. Es una pena que ya estamos muy avanzados en el verano, y el nivel de las aguas ha bajado mucho. Aun así, yo me di un merecido chapuzón en él. Hay una fuente junto a él, donde poder recargar las cantimploras.




Después de un buen chapuzón, retomo la senda, que me llevara hacia el río Eresma. Donde tomaré la Senda de las Pesquerías Reales hasta Valsaín.  Veo los restos de lo que fue esta Senda. Hay grandes lajas de piedra por la margen izquierda. La cuales ayudaban al rey, en su afición a la pesca de la trucha. Hoy en día es un bello paseo.







Pasamos por dos áreas recreativas como son la de la Boca del Asno y luego la de Los Asientos. Se ve mucha gente, disfrutando del frescor del lugar. Recuerdo cuando de niño, me traían aquí, a darme un chapuzón. 


Es curioso, después de pasar la Boca del Asno, nos encontramos con un puente llamado Navalacarreta y en las dos últimas veces que he pasado por aquí, tuve que rodearlo jaja. Se metieron debajo de los arcos del puente unos caballos. 





Llego a un acueducto, sobre el río Eresma. Traía las aguas del arroyo de Peñalara hasta el Palacio Real de Valsaín.  Hoy en día merece la pena un pequeño alto, y quedarse a contemplarlo. Cruzo por un puente anterior y luego otro, que me hace pasar por debajo del acueducto.








Nos acercamos a un muro a la izquierda y pasamos por una pequeña puerta en él. Nos vamos a bajar hacia el río Eresma para encontrar alguna pequeña poza donde poder refrescarse y almorzar. Veo un bonito lugar con vistas a Valsaín. Desde aquí prosigo hacia el pueblo ya por la margen izquierda siguiendo por las praderas. Llego a un muro con una puerta la paso y ya he terminado la ruta, deseo que os guste.

Época recomendada: Primavera, Verano, Otoño, Invierno.



Transporte: Vehiculo privado, también se podría realizar en transporte público. Hay autobuses que vienen desde la estación de Segovia y tienen parada en Valsaín.

 

Vídeo de la ruta



Nivel de dificultad:  Dura

Distancia: 22,2 km
Desnivel +   763 metros    Desnivel -  684 metros
Tiempo total:  7 h 32'
Tiempo en movimiento:  5h 23´
Tiempo parado:  2 h 08'
Velocidad media total:  2,95 km/h
Velocidad media en movimiento:  4,13 km/h
Ritmo medio total por km:
Ritmo medio en movimiento por km:
Índice IBP Index:  85   Informe





Descargar Track ruta GPX aquí