sábado, 2 de mayo de 2015

Muriel circular por Sacedoncillo y vuelta por la Ermita de Peñamira, Embalse de Beleña


Mapa de la ruta

















Comentario

Un bonito paseo por la zona de la Arquitectura Negra,  daremos una vuelta desde Muriel, para ver alguno de los sitios más interesantes de la zona, como el pueblo abandonado de Sacedoncillo, el Embalse de Beleña y la Ermita de Peñamira. Seguiremos en un principio el GR 10 en dirección a Tamajón, para luego seguir por senderos marcados.

La ruta la comenzamos en el pequeño pueblo de Muriel, enclavado en la Sierra Norte de Guadalajara, en esa tierra desconocida, salvaje por su naturaleza y con tanta belleza propia. Vamos a salir del pueblo, tomando el GR 10 en dirección a Tamajón, por lo que esta parte hasta llegar al pueblo de Sacedoncillo no tiene perdida. Acometemos una pequeña subida, para luego tener unas maravillosas vistas sobre el río Sorbe, que se ve como se encajona, ya me entran ganas de bajar y recorrerlo, estudiaré la posibilidad de sus caminos para próximas rutas por esta zona, que me tiene encantado.  Vemos en uno de esos miradores naturales en nuestra ruta, como aún los animales como los corzos, celebran su libertad. Tenemos a nuestra derecha el arroyo de Sacedoncillo, que esta encajonado y que poco a poco vamos a ir a su altura. Lo cruzamos por una puente de madera a nuestra derecha, para visitar los restos del antiguo pueblo de Sacedoncillo, de lo que hoy en día, solo quedan muros y restos de lo que debió de ser en sus tiempos un bello pueblo. Tal vez, la emigración, hacia otros lugares fue dejando sin vida este pequeño lugar, para terminar muriendo poco a poco en el olvido. Gracias a que este sendero pasa por en medio de él, aún lo recordaremos por un tiempo, imaginaremos, como corrían los muchachos por sus calles, como se cultivaban sus campos de cereal y cuándo llegará el verano,  se trillaría el cereal.  Qué tiempos aquellos, en que no importaban las prisas, y el tiempo se media de otra manera, por las estaciones del año. Vemos como el sendero GR 10, desde aquí toma camino hacia Tamajón, nosotros lo abandonamos aquí, para seguir remontando el arroyo de Sacedoncillo, hasta encontrar un lugar por donde poder vadearlo cómodamente, lo hacemos y vemos como por nuestra derecha se incorpora un sendero marcado para realizar en bicicleta de montaña. Abandonaremos la compañía del arroyo, en un cruce a nuestra izquierda, nos vamos a adentrar en un gran pinar, vamos a caminar por una pista forestal, que a veces se hace interminable, no viéndose su fin, hasta que al fin, lo abandonamos a nuestra derecha para adentrarnos en un sendero marcado como al Embalse de Beleña. Ahora el caminar lo hacemos entre romero y jaras que comienzan su floración, nos embriagan sus olores, es una maravilla. Según vamos caminando, en algunos momentos ya divisamos el embalse de Beleña que nos está esperando. Nos encontramos con un cruce de caminos, se trata de un desvío que haremos para visitar el Embalse de Beleña y la Ermita de Peñamira, y por el que luego volveremos a pasar a la vuelta. De nuevo otro cruce de caminos, al que también volveremos a llegar dando una pequeña vuelta. Decidimos coger el sendero de la derecha que baja directamente hacia el embalse, lo va rodeando poco a poco, ya tenemos unas bellas vistas de él, te invita a darte un chapuzón, aunque el día está un poco revoltoso por la primavera y el agua debe de estar bien fresca, lo dejaremos para otro momento. Al final de este camino, nos encontramos a los pies del embalse, la bonita Ermita de Peñamira enclavada en un lugar privilegiado. Nos acercamos hasta la orilla del agua, para hacer la comida en este bello lugar, nos quitamos las botas para refrescarnos los pies en sus aguas.  Es una maravilla, te deja los pies a tono. Después de comer y disfrutar del lugar, comenzamos nuestro regreso. Ahora el camino lo haremos por una vereda muy poco marcada detrás de la ermita que ganara rápidamente altura hacia el Cerro Bermejo, la senda hace mucho tiempo que no es pisada y no está muy transitada. Nos va a dejar en un sendero más cómodo que nos deja en el cruce de caminos anterior. Desde ahí volvemos a desandar también ahora en subida hasta el cruce de caminos primero. Ahora lo tomamos de frente hacia Muriel, esta zona está rodeada de arboleda, con lo que se hace muy agradable. Nos percatamos que estamos escasos de agua, con lo que, los que nos queda de ruta, lo haremos sin nada, unos 4 km. Hay que armarse de paciencia, ya que ahora ya aprieta un poco el sol, nos acercamos a algún arroyo a refrescarnos. Ya vemos a lo lejos el pueblo de Muriel, rodeado de olivos en sus cercanías. Vemos como un grupo de muchachos juega en el frontón del pueblo, les preguntamos por una fuente cercana y amablemente nos indican que a poco mas de 100 metros la tenemos, bienvenida sea para calmar nuestra sed, vemos como las pequeñas algas revolotean en su fondo, el agua está fresca y sacia nuestra sed, ahora un pequeño paseo por las calles de este bello pueblo, para llegar a nuestro inicio. Me quedo con ganas de volver a él, disfrutad de la ruta


Transporte utilizado:  Vehículo propio.


Época recomendada:  Primavera, Otoño, Invierno.


Galería de fotos







Nivel de dificultad    Media   

Distancia:  16, 4 km
Desnivel +   395 metros      Desnivel -  374 metros
Tiempo Total:  7h 09'
Tiempo en Movimiento:  5h 10'
Tiempo Parado: 1h 58'
Velocidad Media Total: 2,3 km/h
Velocidad Media Movimiento:  3,18 km/h
Indice IBP index:  56




Otras rutas por la zona




Descargar Track ruta GPX aquí