jueves, 26 de abril de 2018

152 Nucaban: San Mames a su Cascada por las Tejoneras

Mapa de la ruta



Powered by Wikiloc

Comentario

Vamos a contemplar la cascada más alta de Madrid, escondida en las faldas de los Montes Carpetanos. Ya he estado en dos ocasiones en ella, una realizando la ruta más clásica San Mamés Cascada de San Mamés. Y esta otra saliendo desde Navarredonda a la cascada de San Mames y Quesería
En esta ocasión vamos a realizar otra variante subiendo por la zona llamada de las Tejoneras y bajando desde el nacimiento de la cascada a la propia cascada.



El grupo de Nucaban llevaba ya tiempo sin reunirse. Parece que el tiempo se había confabulado en nuestra contra. Salimos por la calleja de la Fuente, hasta toparnos con una quesería. Se trata de un lugar, donde puedes adquirir unos buenos quesos de la zona. Muchas de las cabras que veremos en el camino, son participes de esta maravilla de queso. 



Seguimos subiendo hasta encontrarnos con un cruce de caminos. Seguimos por la amplia pista de frente, a la derecha se encuentra la Cañada de Cárcaba que nos llevaría a Villavieja del Lozoya, donde subí con mi amigo Román al Puerto de Linera. Esta zona ahora esta especialmente hermosa. Las flores de la primavera, comienzan a explotar y a inundar nuestros pasos.



Nos acercamos a la entrada del bosque, donde vemos una edificación, llamada la Casa del Leñador.



Ahora entramos en un hermoso bosque de pinos, a unos 400 metros en un desvío a la derecha vamos a abandonar la pista más directa a la Chorrera de San Mamés. Nuestra intención es subir a la zona llamada Las Tejoneras y de ahí ir a la parte alta de la Cascada.

Tenemos cierta pendiente, vamos a superar unos 120 metros de desnivel en unas curvas. La vamos atenuando con nuestras alegres conversaciones. Partes del camino están cerradas por grandes pinos caídos este invierno. Enlazamos con otra pista, la vamos a tomar a la derecha, para ir hacia las Tejoneras. Pasamos un pequeño murete y estamos en un bello mirador rodeado de praderas. A lo lejos ya se ven los dos grandes chorros que forman la Cascadas de San Mamés. Es un lugar para quedarse un buen rato y disfrutar. A nuestra izquierda tenemos el Valle del Lozoya a nuestros pies.





Precisamente he realizado esta ruta, porque me apetecía conocer este lugar, me llamaba la atención. Perezosos, después de haber almorzado continuamos nuestro camino. Deshacemos lo andado hasta el cruce de la pista de subida.

Ahora continuamos por esta buena pista ganando altura, nos encontramos una fuente a nuestra derecha.



Llegamos a la altura de 1650 metros aproximadamente. Vemos como a nuestro paso caen pequeños arroyos formados por el deshielo.




Antes de llegar a una curva cerrada a la izquierda, vemos unos hitos a nuestra izquierda marcando una vereda. Esta senda la tomaremos a la vuelta. seguimos unos metros para llegar justo donde nace el Arroyo del Chorro aún quedan restos de nieve.



Volvemos sobre nuestros pasos, para bajar por la senda de hitos.
Ahora vamos a bajar por una pequeña vereda por su margen izquierda. Ante nosotros surgen por arte de magia bellas cascadas.




Hay que tener cuidado al bajar, pues las piedras se encuentran resbaladizas y te puedes caer. El agua hace sus primeros intentos de cascadas, escuchamos como rompe al caer en las rocas. 



Según bajas algo más, escuchas el rugir de esa gran masa de agua que se precipita formando esa bonita cascada. Llegamos a sus pies y nos quedamos sorprendidos. Este año, con tanta nieve da gusto verla. 


Nos quedamos un rato disfrutando de ella. Toca recoger los bártulos y ponernos en marcha de nuevo. Seguimos una pequeña vereda, que nos hará vadear un pequeño arroyo.



Este pequeño sendero más adelante conecta con un buen camino. Seguimos avanzando en este enorme bosque de  pinos. En lugar de bajar por el camino clásico que nos dejaría rápidamente en el pueblo, optamos por bajar por una vereda a la derecha mucho más bonita, esta senda la tome yo viniendo de Navarredonda. La recordaba como un cementerio de arboles y al día de hoy habían desaparecido.



Nos toca vadear el arroyo, el puente esta invadido por el agua.



La pequeña vereda se interna en este hermoso bosque, te sientes envuelto por él. Al fondo se divida un pequeño paso en un muro y la salida del bosque.



El arroyo va muy crecido, recuerdo que la última vez que pase por aquí, metí los pies a remojo y lo cruzabas sin problemas. Tenemos que buscar un paso para poder vadearlo con seguridad, o bien, toca quitarse las botas. Nos encontramos con un paso de piedras que nos ayuda a vadearlo.



Subimos un poco para pasar por un paso en un murete, por donde pasa una vereda que nos dejará de nuevo en la quesería.



Los muchachos deciden probar algunas de las viandas del lugar y yo me llevo unos huevos de corral para casa. En este punto regresamos por el mismo camino de subida, que es más tranquilo. Entramos por las calles del pueblo y nuestra ruta termino.

Deseo que disfrutéis de la ruta.


Vídeo de la ruta





Época recomendada: Primavera, Verano, Otoño, Invierno.




Transporte: Si vamos en fin de semana, cogeremos el autobús 195 con salida desde el intercambiador de Plaza Castilla, horarios. Si por el contrario te acercas entre semana, hay que tomar el autobús 195-B con salida de Buitrago de Lozoya, horarios.


Caballeros participantes: Antonio, Frank, Carmelo, Román.


Nivel de dificultad: Media

Distancia: 13,2 km
Desnivel + 610 metros  Desnivel - 611 metros
Tiempo total: 7 h 41'
Tiempo en movimiento: 4h 12'
Tiempo parado: 3h 28'
Velocidad media total: 1, 73 km/h
Velocidad media en movimiento: 3,15 km/h
Ritmo medio total por km: 34:12 min/km
Ritmo medio en movimiento por km: 17:38 min/km
Índice IBP Index: 65  Informe





Otras rutas por la zona




Descargar el track de la ruta aquí