martes, 25 de noviembre de 2014

095 Nucaban: Chiloeches a Guadalajara Capital (tercera etapa y última)


Mapa de la ruta







Comentario

                                     CHILOECHES-GUADALAJARA


Antes de comenzar la ruta de hoy, hacemos una visita breve al Ayuntamiento de Chiloeches. Somos atendidos por una amable funcionaria que nos proporciona unos folletos con información muy útil sobre las rutas que se pueden seguir en todo el término municipal. Esta es ampliada por un policía local que nos da detalles de lugares que podemos visitar. Gracias a estos dos funcionarios en particular y a todos en general por su buen hacer de siempre.
Un poco más adelante está el Palacio del Marqués de Chiloeches. Una edificación del siglo XVIII que, junto con la ermita de la Virgen de la Soledad, forman un conjunto de dos edificios construidos en madera y piedra muy bien conservados. Damos las gracias a la persona que no puso ningún impedimento a que pudiéramos ver el patio del palacio, ya que es propiedad privada.
La ruta empieza en la Biblioteca Municipal. Subimos por la calle Camino de Guadalajara hasta salir del pueblo y adentrarnos en una zona de arbolado.
Llegamos a un cruce y tomamos el camino de la derecha. Seguimos la indicación de la tablilla que nos orienta hacia el Mirador de Peñalba. Pasamos al lado de la fuente de Ontanilla. Tenemos un poco de mala suerte porque hace un día de otoño con niebla que nos dificulta poder disfrutar de las hermosísimas vistas que intuimos nos puede proporcionar el mirador. Pero los caballeros, fuertes de espíritu, curtidos en 95 rutas y con el sentido del humor que nos caracteriza, no dudamos en poner en marcha nuestra imaginación que nos hace ver a través de la niebla.
Volvemos sobre nuestros pasos para retomar de nuevo el camino de la derecha, está indicado a Chiloeches en ambos sentidos. En nuestro camino encontraremos el manantial de la Veguilla y unos metros más adelante la fuente del mismo nombre, ambos a la izquierda. El manantial desagua mediante un tubo para evitar la erosión del camino y la fuente tiene un abrevadero al otro lado.
La expedición llega a un cruce de caminos y nosotros tomamos la indicación a Valfrío. Disfrutando del buen tiempo y de la naturaleza, llegamos a un cruce, frente a un edificio, para dar un brusco giro a la izquierda y tomar un camino en dirección a la capital alcarreña. Es la cuesta de San Cristobal. Nos espera el Collado del Zurraque que nos ofrece unas maravillosas vistas que ahora si podemos disfrutar, ya que la niebla ha levantado.
Tras una repentina bajada llegamos a la carretera N-320 para intentar cruzar como podemos. Nunca entenderemos como puede haber caminos que no tengan principio ni fin, que nos obligue a jugarnos la vida cada vez que llegamos a la entrada de una gran ciudad, porque no se tenga en cuenta que los senderos deben tener el acceso que ancestralmente han tenido y que lo que conocemos como progreso no debe estar reñido con los derechos ancestrales que tenemos todos los españoles en ese patrimonio que son los caminos públicos.
Dejamos el hospital a mano derecha y seguimos caminando y cruzando calles, ahora sí, por pasos de cebra o regulados por semáforos, hasta cruzar la A-2 debajo de un puente.
Giramos a la derecha, dejando a nuestra izquierda el hotel Alcarria y caminamos hasta el final de la  calle del Ferial, hasta la calle Francisco Arizmendi bordeando el colegio de la RR. MM. Adoratrices construido por la Condesa de la Vega del Pozo cuyo mausoleo no podemos visitar por estar cerrado en esos momentos.
Disfrutamos en nuestro paseo del parque de San Roque y parque de la Concordia que tiene un bonito templete donde a buen seguro se podrán escuchar orquestas o bandas de música en directo. ¡Qué delicia!
Pasamos por la Puerta de Bejanque, situada en la plaza del mismo nombre. Continuamos hasta la Concatedral, siempre es bueno encontrar una iglesia para que aquellos caballeros que lo deseen la visiten y puedan hacer sus plegarias.
La calle Salazaras, Torreón del Alamín, construcción del siglo XIII, nos conducen al parque lineal del mismo nombre.
Nuestra intención es llegar a la plaza Mayor, pero antes debemos visitar el palacio del Infantado que ahora es Museo Provincial, en cuya puerta nos da la bienvenida la estatua del Cardenal Mendoza.
Caminamos por la calle Miguel Fluiters hasta la meta de nuestro recorrido de hoy que está situada en la plaza mayor, frente al ayuntamiento.
La ruta ha transcurrido entre el campo y la ciudad. Aprovechando el deleite del bosque mediterráneo y el enriquecimiento que nos da el visitar, aunque sea de pasada, los principales monumentos de Guadalajara y dar un pequeño repaso a su historia.
Hoy han sido pocos kilómetros pero muy bien aprovechados.
Se puede hacer en cualquier época del año y como es cortita nos pueden acompañar los niños.


Transporte utilizado: Vehículo propio.


Época del año: Primavera, Otoño, Invierno.


Galería de fotos






Caballeros Participantes: Antonio, Tomás, Frank, Amador, Julian, Carmelo.


Vídeo de la ruta






Indice de Dificultad   Media 



Distancia: 12,7 km
Desnivel + 258 metros Desnivel - 339 metros
Tiempo total: 3h 54'
Tiempo en movimiento: 2h 54'
Tiempo parado: 1h
Velocidad media total: 3,4 km/hM
Velocidad media en movimiento: 4,5 km/h
Ritmo medio total por KM: 17' 51''
Ritmo medio en movimiento por KM: 13' 13''
Indice IBP Index:  42















Descargar Track ruta GPX aquí